El Ayuntamiento de Teruel subvencionará parte de la cesta de la compra a los celíacos

El Ayuntamiento de Teruel ha publicado la aprobación definitiva de las bases que regirán una convocatoria de subvenciones para la adquisición de productos sin gluten para las familias con miembros afectados por la enfermedad celíaca o la intolerancia al gluten.

Despues de constatar que productos tan habituales en las despensas de las familias españolas como las galletas, las barritas de cereales, las magdalenas, una barra de pan o el pan de molde cuestan en torno a cinco o seis veces más si están certificados como sin gluten y de escuchar a las asociaciones de celíacos que llevan años tratando de visibilizar este problema y de hacer entender que la dieta sin gluten no es una elección para un celíaco, en el consistorio turolense han decidido tomar cartas en el asunto.

Sara Martín, dietista de la Asociación Celíaca Aragonesa, ha felicitado al consistorio por la iniciativa, y ha afirmado que "a los diabéticos o a los afectados por una enfermedad crónica se les subvencionan los medicamentos. La celiaquía está reconocida como enfermedad, pero un celíaco no necesita medicamentos, sino seguir una dieta sin gluten. Por eso, intentamos conseguir que al menos los productos primarios sin gluten como el pan o la pasta lleguen a estar subvencionados".

En España no hay bonificaciones estatales para los celíacos y, a nivel autonómico, solo Navarra otorga una ayuda mensual de hasta 90 euros a las familias con afectados. En Aragón, Jaca fue pionera al lanzar el pasado mes de octubre la primera convocatoria de subvenciones para la compra de alimentos específicos para celíacos, aunque la cuantía era algo limitada y consistía tan solo en 5.000 euros anuales a repartir entre todas las familias y siempre y cuando éstas nos tuvieran unos ingresos superiores a tres veces el IPREM.

De esta manera, Teruel es el segundo municipio aragonés en dar este paso y publicar en el boletín oficial de la provincia la aprobación definitiva de las bases que regirán las subvenciones que convocará antes de final de año.

En este caso no se detalla todavía la partida presupuestaria que se destinará a este fin, pero sí se especifica que los requisitos económicos serán algo menos exigentes que los impuestos por el Ayuntamiento de Jaca.

Las ayudas oscilarán entre los 100 y los 300 euros anuales por miembro de una misma familia con celiaquía o intolerancia al gluten, y podrán beneficiarse núcleos familiares con ingresen hasta 5,5 veces el IPREM.

A final de año, los beneficiarios deberán presentar los justificantes de compra de todos aquellos alimentos especiales y adecuados para atender las necesidades específicas de las personas afectadas.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS